Antes de servir en el tazón, puedes moler y desmenuzar los granos en un peculiar envase (a la derecha de la imagen) si lo deseas más cargado.

 Por catarsis o melancolía. Por placer o por necesidad, el café swahili de Bustani Café en Lamu, Kenia, te lo cargas a tu gusto.

 Sin olvidar en plato con grabados árabes y azúcar moreno y leche fresca (que no fría).

Y si te gustan los gatos, tienes también buena compañía.

About the Author Airam Vadillo

📂Psicólogo en Acción Humanitaria. Ahora en Ramtha, frontera jordano-siria con Médicos Sin Fronteras. Soy alérgico a las mentiras, especialmente a las mías. • airam@uma.es 📍Mis opiniones son personales y no reflejan necesariamente la opinión de la organización en la que trabajo.

Si deseas comentar

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s